REMEDIO PARA LA CIRCULACION DE LA SANGRE -MEDICINA NATURAL

 

MEDICINA NATURAL - REMEDIOS CASEROS 
la circulacion de la sangre

 Los problemas de circulacion de la sangre ocurren cuando los vasos sanguíneos pierden elasticidad dificultando asi el viaje de la sangre por todo el organismo.
Esta situación es causada por una gran variedad de factores comoalto colesterol, poca fibra en la dieta consumir en exceso sal y  sodio y no tomar suficiente líquidos entre otros.  
Los sintomas de mala circulacion de la sangre son:

  • Pies y manos frías,
  • Pesadez de las piernas
  • Mareos,
  • Celulitis
  • Aletargamiento
  • Calambres nocturnos  
Si bien es cierto que el componente genético puede tener cierta influencia en aparición de esta anormalidad, también es importante tomar las medidas a tiempo y ayudar a nuestro organismo a autosanarsmediante los siguientes remedios caseros que se aplican a mala circulación en los pies, piernas y demás partes del cuerpo:

Remedios populares

Remedio para la circulación #1: Tomarse diariamente un vasito de agua donde se haya revuelto una pizca de pimienta de Cayena molida.  
Remedio para la circulación #2: Un remedio que conocían las abuelas para mejorar la circulacion sanguinea en los pies consiste en introducirlos, preferiblemente de noche, en un recipiente con agua caliente donde se haya disuelto pimienta roja.
Remedio para la circulación #3:En los países orientales existe un remedio tradicional en el cual se deben realizar baños con jengibre en los pies para mejorar la circulacion sanguinea.  Para elaborar este baño se debe mezclar un cuarto de raíz de jengibre molida en dos litros de agua muy caliente y luego se debe introducir los pies en el agua.
Remedio para la circulación #4: Tomar infusión de ginkgo biloba: es un excelente remedio que dilata los vasos sanguineos  y aumenta la circulacion, haciendo elásticas las paredes arteriales.
Remedio para la circulación #5: Realizar un baño de pies para estimular la circulacion sanguinea con 1 galón de agua al vapor y 1 / 2 taza de menta fresca. Vierta el agua caliente en un recipiente resistentes al calor y lo suficientemente grande como para dar cabida a ambos pies.
Añadir la taza de menta fresca y permitir que ésta se mezcle con el agua durante por unos minutos, removiendo de vez en cuando. Cuando el agua sea cómoda al tacto, sumergir los pies. Dejar en remojo durante quince a veinte minutos. Seque los pies cuando haya terminado, asegurándose de que se seque entre los dedos de los pies. Lleve calcetines para mantener los pies calientes.


                                          medicina natural - remedios caseros

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada